lunes, 3 de noviembre de 2008

comentario a QUERIDO MIGUEL, de Natalie Ginzburg

VALORACIÓN: MUY BUENO
votación en el blog:
11 votos
ME HA GUSTADO:
MUCHO: 7 (63 %)
BIEN: 3 (27%)
REGULAR: 1 (9%)
POCO: 0 (0%)


PROTAGONISTAS:
MIGUEL: 22 Años. Pinta búhos y casas en ruinas
ADRIANA: 45 Años. Madre de Miguel. Vive en el campo. Es muy cruel a veces con Miguel (pg. 12: ¿qué vas a hacer tú, que no sabes hacer nada?)
PADRE: pintor

SECUNDARIOS:
-Cloti: criada Adriana, siempre cara larga
-Federico o Quico: Mayordomo padre, al morir lo coge Ada
-Hermanas: Viola (casada con Elio) y Angélica, (23 años) casada con un político Orestes, hija: Flora (5 años)
-Sonia: amiga de Angélica, se acuesta con Ray
-Hermanas gemelas: Babetta y Nanetta (14 años)
-Tías (hnas padre): Cecilia y Matilde (vive con Adriana): solterona gorda y hombruna
-Osvaldo Ventura: 37/38 años. Amigo Miguel, dueño del sótano donde vive. Su hija: Elisabetta (9 años), su exmujer, Ada: hiperactiva. “Nos separamos porque éramos muy distintos. Ella rica. Yo pobre. Ella de una enorme actividad, yo perezoso”. (25)
-Felipe: exnovio Adriana
-Lillino: primo del padre
-Mara Castorelli: 22 años, amiga Miguel, ha tenido un niño, embaucadora y lianta “Me gusta tener a alguien conmigo cuando bato la leche en polvo”.
-Ray: amigo Miguel, ocupa su sótano
-Fabio Colarosa: editor, amigo de Ada

RESUMEN: Nos presenta la historia de un hijo perdido, Miguel, que abandonó de joven a su familia, se casó en un país lejano y, tras una vida poco ordenada, murió en otro país lejano en circunstancias poco claras. Su madre podrá llorarlo, pero no entender sus secretos. Retomando una vieja forma narrativa, la novela epistolar, Natalia Ginzburg enhebra con maestría asuntos nucleares de su quehacer literario: la relación entre generaciones y la proximidad y lejanía de lo humano. Si bien esta novela se sitúa bajo el signo de la dispersión de los sentimientos y de su incomunicabilidad, apunta, por encima de todo, a la soledad esencial y su vacío.

CONCLUSIONES: En la gran mayoría de las novelas de la italiana Natalia Ginzburg (1916-1991) abundan los retratos íntimos, las convincentes presentaciones de los personajes a través de un minimalismo detallista, la intensa relación intergeneracional, la repetición de unos planteamientos existenciales que insisten en su idea de la soledad y en la complejidad de las relaciones con los demás. Su país siempre está muy presente en su literatura, con numerosos guiños de simpatía a los planteamientos ideológicos de la izquierda de los años 70.

Querido Miguel es una historia epistolar, aunque también hay pasajes descriptivos y dialogados que se alternan de manera ocasional con las cartas, el plato fuerte de la narración. El protagonista es Miguel, un joven que abandona a su disgregada familia romana para irse a Inglaterra, quizá huyendo de algo o buscándose a sí mismo de una manera errática. Su vida sirve de motivo para que se movilicen las relaciones de su madre, sus hermanas y otros personajes.

El conjunto es un relato elegante, muy literario, de una riqueza vital pormenorizada en detalles de apariencia nimia. Sólo así se hacen llevaderas, a trancas y barrancas, unas vidas quizá demasiado vacías de algo más profundo que todos echan de menos y donde los sentimientos son, en ocasiones, simples monedas de cambio: "Y este pensamiento para mí es consolador, porque nos consolamos con nada, cuando no tenemos nada", expresa Osvaldo, su mejor amigo. O como dice su hermana Antonia: "Todos nosotros en alguna zona de nuestro ser andamos algo desorientados y a la deriva y nos sentimos fuertemente atraídos por el vagabundeo y por el deseo de no respirar otra cosa que la propia soledad".

Escrita con frases cortas, muy descriptivas, casi como un guión de cine.

CAPÍTULOS:
1. el día de su cumpleaños, Adriana le escribe a Miguel, anuncia enfermedad padre.
2. Diálogo Osvaldo/Mara: la saca de la pensión
3. Carta Adriana a Miguel, a Londres, donde se ha ido deprisa y corriendo
4. Carta de Miguel a Angélica (su hermana): explica que ha huido pq han detenido a Anselmo y anuncia la llegada de Ray, le dice que saque una escopeta de la estufa y se la dé a Oliverio Marzullo o tirarla al Tiber. Después viene una parte narrada. Cuenta que ha muerto su padre esa noche
5. 8/12/70, Carta de Miguel a Adriana. Se muda a Sussex y no va al entierro del padre
6. 8/12/70. Carta a Miguel de Angélica, fría y corta
7. 12/12/70. Carta a Miguel de Adriana “El único que le importabas eras tú. Y su cariño por ti parecía estar dirigido no a ti sino a otra persona que él había inventado y que no se parecía a ti en nada” (58). Nostalgia por el padre: “no te puedo explicar pq me siento más sola desde que ha muerto. Quizá porque teníamos recuerdos en común. Estos recuerdos que no los teníamos más que él y yo en el mundo” (58). Cuenta la separación cuando Miguel tenía 6 años, que se quedó a vivir con él. Dice de ella misma: “muchas veces, demasiadas, me sentía y me sigo sintiendo como una persona que no me cae simpática”. El padre odiaba a Orestes pq una vez había hablado mal de Cezanne. Luego hay un párrafo de narración.
8. Diálogo Ada-Osvaldo. Han metido a Mara en casa de las Peroni, la ayudante de Osvaldo en la librería y su madre. La han echado porque salió a la calle, dejó al niño dentro y olvidó la llave. Llamaron a los bomberos, las despertaba por las noches para acompañarla a cambiar al niño.
9. 18/12/70. Carta de Angélica a Miguel. Ha conocido a Mara. Ray vivía con ellos pero se peleó con Orestes.
10. Diálogo Mara-Osvaldo. Mara habla mal de Ada y Osvaldo la defiende, a Mara se le ha ido la leche porque las Peroni le daban mucho bacalao.
11. 29/12/70. Carta de Mara a Miguel. Cuenta que ha conocido a Angélica, y que trabaja con Colarosa el editor (el pelícano). (publica Maiz y vino: “porque quiere hacerle un favor a Osvaldo, que quiere hacerle un favor a tu tía y etcétera” “me gustaría que el niño fuera tuyo” “tú me dabas pena, a mi me gustaría casarme con un hombre que no me diera pena, porque bastante tengo con la que me doy a mi. Me gustaría casarme con un hombre que me diese envidia” (95)
12. 6/1/71. Carta de Adriana a Miguel. Han hablado por teléfono. Osvaldo va todas las tardes a verla.
13. 8/1/71. Carta de Adriana a Miguel. Han abierto el testamento, le deja a Miguel los cuadros, la casa y el torreón. A las hermanas el campo de Spoletto. Matilde y Cecilia: un mueble, aparador barroco piamontés
14. 12/1/71. Carta de Miguel a su madre. Deja Sussex y se va a Leeds con una chica, “algo aburridilla”, le pide dinero y “Los prolegómenos de Kant”, le dice que se vaya a la casa que a heredado, y que se lleve a Mara
15. 25/1/70. Carta de Mara a Miguel. Se ha acostado con el pelícano. Se ha enamorado de él, “lo envidio, porque tiene un aire ensimismado, extraño y misterioso” “da la impresión de tener secretos que nunca contaría a nadie, secretos complicadísimos y rarísimos”
16. Angélica piensa que ha dejado de querer a Orestes. Va a verla Viola, le parece injusto el testamento, que quería el torreón, también le dijo que creía estar embarazada. Llama Orestes, diciendo que a Ray le han herido en la cabeza en una manifestación. Viola ya ha hecho planes con el torreón, y dice que Miguel es homosexual y que está liado con Orestes. “Así es como se convierten los hombres en homosexuales, a base de pensar en las mujeres como en algo anhelado y ausente”. A Ray le han pegado fascistas. A medianoche Elio la llama porque Viola está perdiendo sangre
17. 15/2/71. Carta de Miguel a Angélica. Se va a casar con Eileen, una americana, profesora de física nuclear, separada y con 2 hijos. Le pide que le haga los papeles.
18. 15/2/71, Carta de Miguel a Mara, le cuenta que se casa. Le dice que le escriba, que sus cartas le divierten y se las lee a Eileen. Le manda 12 pijamas enterizos, que los guarde por si él tiene hijos.
19. 15/2/71. Carta de Miguel a Osvaldo. “No es guapa, incluso en algunos momentos casi se puede decir que es feísima”. Le regala una bufanda de su sótano.
20. 22/2/71. Carta de Osvaldo a Miguel. No encuentra la bufanda.
21. 23/2/71. Carta a Miguel de su madre. “estoy en una situación perpetua de estupor y sobresalto”, está mala con pleuresía. “Dios le perdone, si existe Dios, posibilidad que no hay que descartar del todo”. Ada quiere comprar el torreón.
22. 29/2/71. Carta de Mara a Miguel. Se ha mudado a casa del pelícano (sin avisarlo) y ha tirado los pijamas, su amiga la echó del piso. No le gusta la criada. Ya no trabaja, se queda al sol en el ático. Le envidia porque es rico, porque es inteligente “y a veces incluso llego a envidiarle por esa enorme nariz que tiene”. Le quiere regalar por su boda un cuadro que el pelícano tiene en su dormitorio (de Mafai)
23. 18/3/71. Carta de Miguel a Angélica.

FRASES:
-A cierta edad, los remordimientos los mojamos en el café con leche del desayuno, como las galletas (madre, pg. 9)

PALABRAS NUEVAS:
Mandria (27): ella.
Modorro (83): inadvertido, ignorantes que no distinguen las cosas

AUTORA: Natalia Levi, conocida como Natalia Ginzburg por el apellido de su primer marido.
(Palermo, 14 de julio de 1916 - Roma, 7 de octubre de 1991). Novelista y dramaturga italiana.

Nació en Palermo en el seno de una familia de origen triestino. Su padre, Giuseppe Levi, era un profesor universitario de Medicina y llegó a tener gran reputación. Tanto él como sus tres hermanos serán apresados y procesados por sus ideas antifascistas.
Su infancia y adolescencia transcurrió en Turín. Hija de padre librepensador y madre cristiana, tuvo una formación atea. En 1933 publica su primer cuento, I bambini (Los niños). En 1938 se casa con Leone Ginzburg, un intelectual comunista de origen ruso. El matrimonio se relaciona con los intelectuales antifascistas turineses, especialmente los relacionados con la editorial Einaudi, con la que Leone Ginzburg colaboraba desde 1933. Entre otros, mantendrán gran amistad con Cesare Pavese.
En 1940 se traslada con su marido a un pueblo de los Abruzzos donde este último había sido desterrado por las autoridades fascistas. Allí permanecerá hasta 1943.
Con el pseudónimo de Alessandra Tornimparte publica 1942 su primera novela, La strada che va in città, que reeditará en 1945 ya con su firma definitiva, Natalia Ginzburg.
Tras la muerte de su marido en la cárcel de Regina Coeli de Roma, Natalia regresa en 1944 a Turín. Al término de la II Guerra Mundial comienza a trabajar en la editorial Einaudi.
En 1947 publica su segunda novela È stato così, con el que gana el premio "Tempo".
En 1950 se casa con el profesor universitario Gabriele Baldini, que será nombrado director del "Istituto Italiano di Cultura" en Londres.
En 1952 publica Tutti i nostri ieri, en 1957 el libro de cuentos Valentino (premio Viareggio) y la novela Sagittario, en 1961 Le voci della sera.
En 1963 gana el prestigioso premio Strega con Léxico familiar, novela autobiográfica con la que consiguió también un gran éxito de ventas. Ese mismo año hizo su único papel en el cine, en la película de Pier Paolo Pasolini: El Evangelio según San Mateo, en la que interpretó a María de Betania.
En 1969 muere su marido. Ella continúa con su escritura, cada vez más interesada en el microcosmos de las relaciones familiares: Caro Michele (1973), Famiglia (1977), la novela epistolar La città e la casa (1984), La famiglia Manzoni (1983).
Otras facetas en las que destacó fue como autora de comedias teatrales y traductora: entre las primeras, destacan títulos como Ti ho sposato per allegria (1970) o Paese di mare (1972). Sus traducciones más celebradas son las que realizó del francés (obras de Marcel Proust y Gustave Flaubert).
Murió en Roma la noche de 6 al 7 de octubre de 1991

Enlaces:
- Pensadoras

5 comentarios:

maria dijo...

Alucino con tu comentario Cristina. Y pienso en lo que daría cualquier estudiante que le hubieran puesto como ejercicio el comentario de " Querido Miguel" si cae en sus manos este resumen.
A mí tambien me ha servido aunque no tengo que examinarme, pero he aprendido mucho.
Tengo un problema que seguro me puedes ó sabes solucionar, ahora en mi blog, en el nuevo no me aparece lo de " Nueva entrada" ¿ como lo puedo solucionar?.
Un beso
Maria-Norte

maria dijo...

Perdón, perdón, ya me aparece, gracias.

maria dijo...

Me está volviendo loca unas veces aparece y otras nó. ¿ Sabes porqué me pasa esto?
Maria-Norte

Cristina dijo...

Lo de nueva entrada ni idea, guapa, ¿será que entras a veces sin registrarte?

Esto es lo que yo iba escribiendo sobre querido miguel a medida que lo iba leyendo, y como el acta sigue sin aparecer y ya lo tenía hecho, lo he puesto "discretamente" aquí. Pero me has pillao ¡contigo no hay quien pueda!

rocio dijo...

hola, todavía no me he registrado en el blog porque me pregunta unas cosas muy raras, tengo que decirle a Marga que una tarde me ayude. De todas formas me encanta haber encontrado este hueco y poder escribir aquí, y deciros lo mucho que me gustó querido Miguel.
besos de esta gorda que lo es,
Rocío (Julia Carlota)